Reseña

6
Cochinometro

‘Kali’ – Isla Sorda

Maily Sequera

Isla Sorda es una banda de rock alternativo barquisimetana -activa desde 2008- que presenta ‘Kali’, su disco debut. A primeras miradas, el arte del disco, obra de Eduardo Mérida, es una pieza destacada. Los invito a echarle un ojo. Por otro lado, las primeras escuchadas de Isla Sorda, me dejaron como impresión que se dedican al desarrollo de un proyecto con múltiples causas que no confluyen claramente.

Apostaría a que Isla Sorda está en la búsqueda de su lugar en el rock experimental pero, contradictoriamente, hay elementos de su sonido que se acercan al glam rock, al power metal, la electrónica y a la conceptualización lírica y discográfica más propia de la psicodélica que del rock alternativo o el rock a secas. Esto es aceptable y hasta deseable, nadie espera once canciones uniformadas, pero el rumbo no quedó claro. Al menos en mi opinión, se me hizo difícil atrapar cuál era el sonido de Isla Sorda. Luego de varias escuchadas, no lo logré.

La calidad de sus músicos, probada en ejecuciones destacadas y asertivos arreglos, si nos concentramos en las intenciones musicales de cada tema, nos deja creer que Isla Sorda tiene potencial para construir buenas canciones de rock pero necesita dejarnos claro qué quiere hacer. Por ahora, entendí que ‘Kali’ es un disco que quiere rescatar la experimentación, la rebeldía, las canciones de amor violenta y el rock sexual que me parece que difícilmente funciona pasados los noventa. Aún así y aunque lo anterior no parezca del todo positivo, hay dos canciones por las que se puede ir con total confianza para capturar la propuesta: “Nativo Primitivo”, un tema antisistema que quedó en mi mente como la pieza más destacada de ‘Kali’, y “Bisaider”, de la cual no entiendo el arreglo final pero va bastante bien. Por ahí, también, me gustó el coro de “Halo”. Y así me fue agradando, por partes, sin encajarme todas las piezas.

Etiquetas: |

Relacionados

Comentarios